subscribe
Choose Your Language:
MasDinerOnline

El marketing empresarial como integrador de técnicas diversas

El mundo del mercadeo y de la comercialización es ampliamente vasto, y está en constante crecimiento, modificación y expansión. El marketing empresarial es una de sus secciones o rubros de mayor auge en los últimos tiempos, aparecido en el mercado activo en una forma revolucionaria pero velozmente incorporada.
Se define al marketing empresarial como el conjunto de normas y técnicas tendientes a ampliar el intercambio de servicios en el mundo de las compañías y las empresas de cualquier rubro. Tanto en el ofrecimiento de bienes físicos o materiales, como así de servicios y productos de valor y carácter simbólico, el marketing empresarial incorpora técnicas, estrategias, planificaciones e instrucciones en la dirección y la administración corporativa de modo de elevar los volúmenes de tránsito o de ventas de su producción.
El encargado o el experto de marketing empresarial será el encargado de dirigir la operación de investigación y análisis de la que se desprenderá este conjunto de acciones a tomar, acorde a los objetivos planteados, y bajo el apoyo o sustento del manual de marketing del que se valga para profundizar sus conocimientos existentes o elevarlos con la incorporación de nuevas herramientas y estrategias.
De igual forma que en el marketing de producto, en el marketing empresarial entra en juego una gran variedad de elementos, desde el tipo y estilo de producción hasta la comunicación empresarial y publicitaria tanto de la corporación como del producto a comercializar. Estos elementos y muchos otros más se determinan según lo que el plan general indique, el cual, a su vez, es definido luego del análisis de las investigaciones realizadas y de la contemplación permanente del objetivo básico de la estrategia global.
Un elemento más entra en juego en este proceso. Se trata de lo que se ha dado en denominar marketing experiencial. Se trata de una verdadera aplicación de la psicología al mercadeo, mediante la asociación de elementos sensoriales al producto. De este modo, lo que se intenta es buscar la asociación de sensaciones relativas a la experiencia vivencial de los consumidores, de despertar una relación entre la consumición y compra de determinado producto con una sensación grata, placentera, que evoque recuerdos y que, en fin, aumente los niveles de venta acorde con esta sensación, como si se tratase de un plus o beneficio adicional sobre el producto a comprar, adquirir y consumir.
Este elemento, en conjunto con muchas otras estrategias de venta, se agrega al plan general que se desprende de las técnicas del marketing empresarial. De tal modo, al conjunto de estrategias de ventas y producción (propias del marketing de productos) se le suman las de comunicación, comportamiento empresarial y marketing experiencial, además de las técnicas propias del marketing de servicios y a la adición de beneficios extra, sensaciones o percepciones sensoriales y experiencias vivenciales asociadas.
De este modo, el marketing empresarial ha logrado incorporarse al circuito cotidiano de mercado, y el estudio y aplicación de sus técnicas se presenta como una posible solución a las necesidades, los obstáculos y a los problemas a los que pudiera enfrentarse una empresa o entidad productora ante el mínimo cambio en las tendencias de consumo del mercado en el que se inserta su producción, o en el que desarrolla su oferta.

 

Be Sociable, Share!
Leave a Reply